>Cosas de Belleza

El reto de las cinco comidas para cuidar nuestra línea

Autor: Comentar
Comparte este artículo
 

¿Cuántas comidas incluyes en tu alimentación diaria? El mero hecho de obtener las vitaminas y minerales que nuestro organismo necesita a lo largo de la jornada a partir de distintas tomas será de utilidad para no sobrecargar nuestro sistema digestivo. El reto de las cinco comidas nos ayudará a aprender a cuidar mejor de nuestra línea. Os lo contamos.

El reto de las cinco comidas para cuidar nuestra línea

Posiblemente muchas de vosotras apostéis por tres comidas al día, un hábito que no es perjudicial para nuestro organismo, ni mucho menos. No obstante, en nuestro caso concreto, preferimos el reto de las cinco comidas por el mero hecho de que mejora notablemente la digestión de nuestros platos. Resulta habitual el hecho de que, además de comer mal, tendemos a saltarnos algunas de las tomas más importantes del día como es el caso del desayuno.

Tu reto de las cinco comidas

En realidad, cada comida es importante. A nivel nutricional, el desayuno aportaría un 25% de nuestras necesidades alimenticias, un 10% el tentempié a media mañana, la comida otro 25%, la merienda el 15% y la cena un 25%. En el caso concreto del desayuno, además de ser la primera comida del día, nos ayuda a mejorar el balance de energía y de nutrientes que nuestro cuerpo precisa, siendo de utilidad para aumentar el rendimiento físico, la memoria y la concentración.

Tu reto de las cinco comidas

Los lácteos como la leche, el queso o el yogur, además de productos farináceos como el pan o los cereales y una o dos piezas de fruta, son idóneos para el desayuno. Para llenarnos de sabor hasta el almuerzo, acabamos de descubrir las barritas de proteína Bicentury.

Desde que las vimos, las llevamos con nosotras a todas partes. Cada vez que nos entra el ataque, nos tomamos una de estas barritas y, la verdad es que nos sentimos mucho mejor. No solo disfrutamos con sus muy diversos sabores, sino que también somos conscientes de que nos ayudan a llevar una alimentación equilibrada por el hecho de que combinan varias proteínas con distintas velocidades de digestión que se absorben progresivamente.

Nos encanta tomarlas a media mañana, pero si lo prefieres, también las puedes incluir en las meriendas. La verdad es que resultan muy cómodas para llevar a cualquier sitio, dado su pequeño tamaño.

Tu reto de las cinco comidas

Cuando llegue la hora de la comida, puedes apostar por ensaladas variadas, carnes, pescados o legumbres. El postre ideal para estos platos es una pieza de fruto o un yogur. En el caso de la merienda, al igual que sucede con el desayuno, hemos de evitar la bollería o las golosinas y apostar por la fruta o, incluso, por un bocadillo vegetal.

Finalmente y, teniendo en cuenta que es la última comida del día, cuando llegue el momento de la cena es conveniente no comer en exceso, especialmente si tenemos en cuenta que después vamos a acostarnos y podremos obstaculizar el proceso digestivo, sintiéndonos un tanto incómodos.

El hecho de apostar por cinco comidas al día nos evita la tentativa del “picoteo”, por lo que evitaremos el hecho de ingerir alimentos vacíos, que pese a su agradable sabor al paladar, no nos aportan los nutrientes que realmente necesitamos para una vida más sana.


Igualmente, al incluir más comidas al día, nos aseguramos de aportar un mayor número de nutrientes esenciales a nuestro organismo. Al aportar alimentos más variados, al mismo tiempo estaremos garantizando una ingesta más diversificada en cuanto a vitaminas o minerales.

Como todo en la vida, la constancia nos ayudará a obtener los resultados esperados hasta llegar al objetivo final que nos hayamos propuesto. En el reto de las cinco comidas al día que os proponemos es necesario planificar con antelación tus comidas y apostar por las que te aporten la cantidad de vitaminas y minerales que el cuerpo necesita.

cinco comidas

Es posible que te cueste al principio, pero la introducción de cinco comidas al día es un reto que poco a poco tu cuerpo irá asumiendo como un hábito cotidiano en aras de apostar por una vida más sana. Y, al igual que os comentábamos antes, al ingerir alimentos en diferentes tomas, tus digestiones serán más fáciles y suaves, por no hablar de que los nutrientes llegarán con más rapidez a las células del cuerpo.

¿Y vosotros?, ¿os habéis sumado alguna vez al reto de las cinco comidas? ¿Qué coméis para apostar por una vida más sana?

 

Por:
Etiquetas:
Categorías: Dietas